Gasteiz

Noticias

EH Bildu propone medidas para reforzar los ingresos municipales y disponer de fondos para hacer frente a las nuevas prioridades derivadas de la crisis


EH Bildu hace un planteamiento integral que no ponga en peligro la sostenibilidad del Ayuntamiento, con medidas basadas en las áreas más necesitadas, como la salud, la protección social y la reactivación económica. Calcula que se podrían invertir de 15 a 20 millones de euros para cubrir nuevas necesidades.

| 2020-05-19 12:19:00

Para hacer frente a la emergencia sanitaria y a la crisis socioeconómica derivada de esta, EH Bildu considera imprescindible que el Ayuntamiento haga un planteamiento integral. Este planteamiento debe garantizar una financiación suficiente para atender los servicios y las nuevas necesidades, y no debe poner en peligro a la larga la sostenibilidad del consistorio. Este camino debe tener en cuenta necesariamente las dos vertientes de la fiscalidad: ingresos y gastos.
EH Bildu prevé que la caída de ingresos pueda rondar los 50 millones de euros, teniendo en cuenta los ingresos propios -tasas e impuestos propios- y el dinero que se recibe de la Diputación Foral Alavesa a través del FOFEL.

La portavoz de EH Bildu en Gasteiz, Miren Larrion, ha considerado que, "ahora es necesaria una intervención para compensar y paliar ese descenso teórico. Han surgido nuevas necesidades, no valen las previsiones económicas y fiscales para el Ayuntamiento que teníamos hasta ahora, porque han cambiado las prioridades. Para hacer frente a la previsible caída en el ingreso, ahora es necesario que el Ayuntamiento utilice todos los recursos a su alcance".

Larrion ha dejado claro que la situación que está por venir no puede ser una repetición de la crisis iniciada en 2008: "La crisis no puede volver a recaer sobre las personas más vulnerables. En aquella crisis se tomaron decisiones contra la mayoría social y supuso la precarización y reducción de los servicios básicos. No puede pasar lo mismo ahora". Por ello, EH Bildu ha propuesto un paquete de medidas para reforzar las áreas más necesitadas: salud, protección social y reactivación económica.

Desde el inicio de la crisis, EH Bildu ha mantenido contactos ininterrumpidos con asociaciones y entidades sociales y económicas, y en estos momentos está manteniendo una ronda de contactos con diferentes agentes sectoriales para realizar un diagnóstico adecuado de las necesidades. EH Bildu ha actuado con responsabilidad desde el inicio de la crisis. La clave para salir de esta crisis es, ha sido y será la colaboración. EH Bildu está dispuesta a hacer sus aportaciones y a debatir y consensuar con el resto de partidos, agentes sociales y económicos. Para ello hay que construir espacios compartidos, siendo lo más adecuado la mesa de crisis.


Reforzar los ingresos municipales

EH Bildu, en materia de ingresos, considera que el remanente de gasto general de la liquidación del año pasado debe ser utilizado en su totalidad y que el Ayuntamiento debe recurrir al endeudamiento propio dentro de una hoja de ruta válida para toda la legislatura. Además, EH Bildu está convencida de que el Ayuntamiento de Gasteiz tiene que llegar a un acuerdo con la Diputación Foral de Álava para paliar la caída de ingresos del FOFEL. La Diputación debe recurrir al endeudamiento para paliar la caída de recursos de las entidades locales, bien a través de retrasos en las devoluciones o mediante una versión actualizada de la FEPEL.

Asimismo, Miren Larrion ha señalado que la Diputación debe revisar y flexibilizar el límite de déficit, endeudamiento y gasto impuesto a las entidades locales. La formación ha presentado una moción en este sentido, que será la primera propuesta a debatir en el pleno del próximo viernes.

Además, EH Bildu considera necesario desarrollar una estrategia para mantener los ingresos en el sistema de impuestos y de tasas. "En EH Bildu consideramos imprescindible dar pasos para una fiscalidad justa y progresiva, para lo que, entre otras cosas, proponemos una tasa de COVID sobre los beneficios y los grandes patrimonios de las empresas", ha dicho Larrion.

No es de recibo establecer medidas que reduzcan los ingresos de forma arbitraria e injustificada. Por ejemplo, deducir el Impuesto de Sociedades al 60% para todo el mundo, sin ningún tipo de baremo, sin tener en cuenta los niveles de renta o ingresos. La consecuencia de estas decisiones arbitrarias la sufrirán todas las entidades locales, incluido el Ayuntamiento de Gasteiz.

En cuanto a los impuestos municipales, es imprescindible buscar otras fuentes de ingresos para reforzar el presupuesto. Por eso no se puede demorar más la decisión de imponer una tasa a las grandes empresas eléctricas y gasistas por la ocupación de suelo y aire.

Ordenar las prioridades de gasto

La obligada suspensión de actividades sociales y económicas ha derivado en el inicio de una crisis social y económica que exige revisar y reordenar el presupuesto. En materia de gasto, EH Bildu plantea unos principios generales. Por ejemplo, no aplicar restricciones al personal municipal, ni en los acuerdos con asociaciones y agentes sociales, especialmente en el caso de las entidades que financian actividades a lo largo de todo el año con esta partida económica. Se mantendrán las subvenciones a la reactivación económica y se obtendrá financiación de las que tuvieran otro uso previsto.

Además, tampoco se aplicarán recortes en Políticas Sociales, sino que, en la medida de lo posible, se reforzarán algunas partidas económicas, especialmente las destinadas a ayudas directas a las personas y colectivos más vulnerables. Asimismo, se reforzarán las inversiones relacionadas con la salud y la emergencia para hacer frente adecuadamente al riesgo de una potencial segunda ola.

En cuanto a las inversiones, se planteará una propuesta equilibrada. Sin acometer nuevas inversiones que puedan aplazarse, pero sin llevar al municipio a una parálisis completa. En este sentido, se continuará con los principales proyectos ya adjudicados y en marcha: Gasteizko Antzokia, el BEI, el proyecto del barrio de Coronación y el tranvía a Salburua.