Gasteiz

Noticias

EH Bildu reclama a la Fundación Vital que reinvierta el beneficio obtenido de la venta de 500 viviendas de Vitalquiler en medidas de respuesta social a la crisis


EH Bildu denuncia la opacidad y la absoluta falta de control sobre lo que sucede en la Fundación Vital, por lo que presentará en sede municipal una batería de preguntas para aclarar lo sucedido en la venta de 500 viviendas al fondo de inversión sueco Catella.

| 2020-05-13 12:00:00

La portavoz de EH Bildu en el Ayuntamiento de Gasteiz, Miren Larrion, ha denunciado “la opacidad y la absoluta falta de control” sobre lo que sucede con el patrimonio de la extinta Caja Vital. En el último mes se ha consumado la venta de 500 viviendas de Vitalquiler a un fondo de inversión multinacional (Catella), abriendo así la puerta a la entrada e intervención en el mercado de alquiler de nuestra ciudad a estos peligrosos agentes que acaban controlándolo y provocando burbujas del precio de alquiler allí donde entran.

Vitalquiler nació en 2001, con la finalidad social de ‘promoción inmobiliaria dirigida a favorecer el acceso a la a la vivienda mediante la adquisición y venta de terrenos y bienes inmuebles, la promoción de nuevas edificaciones y la cesión en arrendamiento’. Sin embargo, esta maniobra evidencia la ruptura del compromiso social inicial de Vitalquiler, al desprenderse de 500 viviendas.

Se trata de 500 viviendas de alquiler protegido de nuestra ciudad y las decisiones, en lo que a ellas respecta, han pasado de un ámbito social-local a un ámbito empresarial-supranacional, generando además el temor fundado de que pretendan hacer lo mismo con las otras aproximadamente 500 viviendas que le quedan a Vitalquiler. Esta venta además se ha consumado aprovechando el periodo de estado de alarma y confinamiento de la crisis sanitaria.

La portavoz de EH Bildu en el Ayuntamiento de Gasteiz ha denunciado esta situación y considera que “todos los beneficios que la Vital haya obtenido de esta venta deben reinvertirse en su obra social. Nadie ha entendido esta venta de 500 pisos que correspondían a obra social. Ahora sólo hay una opción, como no se pueden considerar beneficios de Kutxabank, deben reinvertirse en las necesidades más perentorias que afrontamos en este momento como sociedad”.

EH Bildu ha recordado que los programas de la Obra Social se han centrado en la atención a las personas en situación más desfavorecida por desempleo, exclusión social, exclusión residencial, discapacidad, enfermedad o nueva pobreza; así como programas de creación y promoción de empleo.

A juicio de EH Bildu, esas son precisamente las necesidades más perentorias a las que debemos hacer frente. “En estos son los momentos en que la sociedad ha dado lo mejor de sí misma desde la responsabilidad, desde la responsabilidad de toda la ciudadanía quedándose en casa, hasta la responsabilidad y el riesgo asumido por los trabajadores esenciales. Por ello, reclamamos a la Fundación Bancaria Vital que actúe con esa misma responsabilidad y reinvierta todo el dinero obtenido en la respuesta social y colectiva a esta crisis” ha explicado Larrion.

Construir la caja y su obra social fue un esfuerzo de toda la ciudadanía gasteiztarra y arabarra. Sin embargo, ha terminado convertida en una fundación bancaria, una especie de club privado dirigido por representantes de PNV y PSE-EE que no da ningún tipo de explicación sobre sus decisiones, a pesar de las diferentes solicitudes de comparecencia realizadas por EH Bildu a Jon Urresti, representante de la institución en el patronato de la Fundación, quien ha declinado acudir a las mismas en reiteradas ocasiones.

Ante esta situación, EH Bildu presentará una batería de preguntas en sede municipal para intentar aclarar cuál ha sido la posición de la Fundación Vital en esta venta, sus repercusiones económicas y el papel que ha jugado el representante municipal en la misma.