Araba

EH Bildu reclama a la Diputación Foral de Araba actualice la orden foral de residencias que restringe las visitas y salidas de las personas mayores en residencias

Claudia Venceslao: “se están volviendo a tomar las medidas más restrictivas sin tener en cuenta la vacunación”

| 2021-04-09 10:26:00

EH Bildu ha reclamado a la Diputación Foral de Araba que actualice la Orden Foral 16/2021 de 2 de marzo por la que se restringen las visitas y salidas en los centros residenciales y viviendas comunitarias para personas mayores. Se da la circunstancia de que desde el martes, fecha en la tanto Araba como Gasteiz entraron en zona roja, las direcciones de estos centros están restringiendo las visitas y salidas en los centros.

 

Lo hacen además sin un criterio claro y sin tener en cuenta que la vacunación. “El desconcierto entre las familias ha sido mayúsculo, ya que no se entiende que, teniendo una inmunización elevada de las personas residentes, se estén tomando las mismas medidas que la última vez que tanto Araba como Gasteiz estuvieron en zona roja, donde la vacunación a las personas mayores y personal trabajador todavía no había comenzado”, ha explicado la procuradora de EH Bildu, Claudia Venceslao.

 

Venceslao ha añadido que cada centro residencial interpreta de forma muy diferente la misma orden. Así, hay residencias donde se han anulado las salidas y las visitas, otras donde sí se permiten las salidas, pero las visitas se limitan a una sola persona, u otras que no permiten salidas, pero sí visitas. “Una vez más vemos que las personas mayores tienen diferentes derechos dependiendo del centro o vivienda donde residan” ha denunciado la procuradora de EH Bildu.

 

Ante esta situación, EH Bildu solicitará una la comparecencia del Diputado Foral de Servicios Sociales para que explique “por qué se están volviendo a vulnerar los derechos de las personas mayores que residen en centros residenciales, por qué no se actualiza esta Orden Foral y se tiene en cuenta la vacunación en residencias y viviendas comunitarias y por qué existen estas diferencias de criterio en los distintos centros que atienden a personas mayores en Araba”.

 

Venceslao ha destacado “la angustia y el dolor” con el que las familias vuelven a ver cómo se toman medidas “tremendamente crueles” para estas personas mayores como son el aislamiento y la prohibición de salir, sobre todo, después del “deterioro físico y psíquico” que han sufrido tras un año de pandemia.

 

EH Bildu entiende que  la vacunación debe abrir un escenario diferente. “Con precaución y sin bajar la guardia, pero no podemos tolerar que las Instituciones Públicas vuelvan a tratar a las personas mayores como marionetas, y que sigan cerrando a cal y canto las residencias. Debemos de cuidar y mimar a nuestras personas mayores y tenemos que garantizar que sus últimos meses o años de vida lo hagan con calidad, con dignidad y rodeadas de sus familiares”, ha concluido Venceslao.

 

EH Bildu reclama a la Diputación Foral de Araba que dote de medios a los concejos alaveses para la implantación de la administración electrónica

Javier Argote: “tras varias prórrogas, los concejos deberían haber implantado el registro electrónico para el 2 de abril, pero lo cierto es que a día es imposible para ellos cumplir con la ley”

| 2021-04-08 09:39:00

EH Bildu ha reclamado a la Diputación Foral de Araba que dote a los concejos alaveses del de los medios necesarios para que puedan abordar la implantación de la administración electrónica. Así lo ha solicitado EH Bildu en una moción que se debatirá en la próxima comisión de Equilibrio Territorial.

 

La Ley de Procedimiento Administrativo aprobada en 2015 establecía los métodos y plazos para la implantación de la administración electrónica. Tras varias prórrogas, se estableció que todas las administraciones públicas deberían contar con un registro electrónico general o, en su caso, adherirse a otras plataformas o registros antes del 2 de abril de 2021.

 

Pero lo cierto es que para los concejos alaveses a día de hoy es imposible cumplir con esa ley. No en vano, cada persona –salvo las excepciones previstas en la ley-  puede elegir el modo en el que se quiere relacionar con la administración y para ello pueden dirigirse, entre otros, a cualquier registro electrónico. Esto supone que los registros electrónicos de todas y cada una de las administraciones deben ser plenamente interoperables, de modo que se garantice la comunicación, la compatibilidad informática e interconexión, así como la transmisión telemática de todos los documentos.

 

Por si fuera poco, la Administración puede obligar a personas jurídicas, a quienes ejerzan una actividad profesional para la que se requiera colegiación obligatoria y a los empleados de las administraciones públicas a relacionarse electrónicamente con la administración.

 

Pero lo cierto es que para los 355 concejos alaveses, es “imposible” en estos momentos cumplir con la ley. “Por su dimensión y por su forma habitual de proceder es imposible la implantación de la administración electrónica en unos núcleos que ni siquiera disponen de página web. Es por ello que creemos que debe ser la Diputación Foral de Araba la que dote de medios a estas entidades locales para avanzar en la digitalización de nuestro territorio, también en la zona rural alavesa”, ha destacado el procurador de EH Bildu, Javier Argote.

 

EH Bildu emplaza al Gobierno Foral a elaborar de forma conjunta alegaciones con el objetivo de paralizar las centrales eólicas de Araba

Kike Fdez de Pinedo: “necesitamos un acuerdo de país que permita un despliegue responsable de las energías renovables y que respete las zonas protegidas”

| 2021-04-06 12:30:00

EH Bildu ha emplazado al Gobierno Foral a elaborar de forma conjunta alegaciones a los proyectos para crear tres centrales eólicas en Araba con el objetivo de paralizar esos proyectos. Lo ha hecho en boca del portavoz de EH Bildu en las Juntas Generales de Araba, Kike Fdez de Pinedo, que, ha asegurado que “entre todas las fuerzas políticas seremos más fuertes”.


El pasado mes de marzo se publicaron en el BOE las solicitudes de información para para presentar alegaciones contra los parques eólicos de Labraza, Arkamo e Iturrieta que se someten así al obligatorio estudio de impacto ambiental. Dos de los proyectos impulsados por el Gobierno vasco a través de Aixeindar se encuentran en zonas declaradas de especial conservación. Ahí se plantea construir 15 molinos eólicos de 200 metros de altura en Iturrieta y otros 19 de las mismas características en Arkamo.


Se trata de zonas de especial protección tal y como reconoció recientemente el propio Diputado General de Araba en una entrevista. Entonces, aseguró que “parecía muy difícil que se pudiera desarrollar el proyecto de Arkamo por su ubicación y su afección medioambiental”. Ante esta situación, Fdez de Pinedo ha apostado por “volver al consenso que ya existía con el Plan Mugarri en el que se establecían zonas de exclusión”. El portavoz de EH Bildu ha reclamado un acuerdo de país que permita un despliegue de las energías renovables ordenado y que respete las zonas de protección.

 

Se da la circunstancia de que  fue el propio Parlamento vasco  quien instó al Gobierno vasco en 2009 a actualizar el Plan Territorial de Sectorial de Energía Eólica y paralizar mientras tanto todos las centrales eólicas previstas. Once años después no existe plan dicho y acaba de arrancar la tramitación del Plan Territorial Sectorial. “Defendemos que no se pueden poner en marcha proyectos sin un plan claro para la implantación de las energías renovables que establezca objetivos y plazos claros y que determine cuáles serán las zonas de exclusión. Todo lo demás será por tanto un fraude a lo acordado en el Parlamento vasco”, han destacado.

 

AZAZETA 1937. OROIMENETIK ASKATASUNERA

| 2021-03-31 12:56:00

Tras el alzamiento franquista, la mayor parte de Araba quedó bajo el control de los golpistas.  Aun así, el territorio alavés no se libró de la represión. Con el objetivo de aniquilar cualquier atisbo de oposición al nuevo régimen se llenaron las prisiones y las cunetas: ejecuciones, desapariciones forzosas, cárcel, tortura, exilio…

 

Cargos electos, maestros, sindicalistas, militantes políticos… fueron los objetivos. Entre 1936 y 1945 hubo cerca de 350 personas asesinadas en Araba por los sublevados. A día de hoy, muchos de ellos continúan desaparecidos. 

 

Pero el 31 de marzo de 1937 quedará grabado en el calendario de la represión franquista. Ese día el ejército franquista comenzó el ataque contra el frente norte. Esa misma noche, en la retaguardia, un escuadrón de la muerte compuesto por requetés, falangistas y guardias civiles se presentó en la prisión vitoriana de la calle La Paz. Sacaron a 16 presos de sus celdas y los llevaron maniatados a 2 camiones que les esperan en la puerta para ser trasladados al puerto de Azazeta.

 

Ahí fueron ejecutados y enterrados. Aquellas ejecuciones sumarias fueron ordenadas por el general Mola, que pretendía generar terror. Fue el asesinato con mayor carga y significación política producida entre 1936 y 1939 en Euskal Herria. Entre ellos figuraba Teodoro González de Zarate, alcalde de Gasteiz, afiliado a Izquierda Republicana, que había ganado las elecciones en segunda vuelta.

 

Los demás eran cargos electos o significados militantes republicanos, socialistas, abertzales o anarquistas. Otros eran obreros que habían sido encarcelados por simpatizar con esas ideologías que el terror de Estado franquista quería aniquilar.

 

A los 2 años se recuperaron los restos de 3 de los 16 asesinados. Las otras 13 víctimas de la masacre de Azazeta permanecieron en el monte 41 años más. Todavía hoy las cunetas del Estado español siguen repletas de cadáveres.

 

Hoy, 84 años después, reclamamos verdad, justicia y reparación para las 16 personas asesinadas en Azazeta y todas las demás víctimas de la represión franquista. Contra el olvido, recuerdo; contra la injusticia, verdad, justicia y reparación; contra la indiferencia, el reconocimiento de todo un pueblo que se empeña en recordar. Porque no podemos construir Araba sobre el olvido.

 

En 1936, Teodoro González de Zarate encabezó un gobierno entre diferentes para construir una Araba mejor. La reforma agraria, la reforma de la enseñanza, una mayor autonomía a los municipios, la tramitación de los estatutos de autonomía, la restauración de cargos públicos suspendidos o la liberación de los presos políticos de la revuelta del 34 fueron algunas de las reformas puestas en marcha. Contra esas reformas se sublevaron.

 

Ahora, como entonces, hemos aprendido del valor de lo público.

 

La pandemia ha dejado en evidencia si cabe nuestras carencias:

 

  • Que las tareas de los cuidados son esenciales y que recaen sobre un colectivo eminente feminizado y que trabaja en condiciones precarias.
  • Que las crisis, antes y ahora, las acaban pagando los y las trabajadoras y que cuando los beneficios se recortan son los y las trabajadoras quienes pagan las consecuencias
  • Que la educación no es igual para todos y para todas
  • Que nuestro sistema sanitario no es capaz de afrontar una crisis así y que sólo el tesón de sus profesionales ha permitido hacer frente a esta pandemia.

 

Pero durante esta crisis sociosanitaria también hemos sacado lo mejor de nosotras mismas. Hemos demostrado solidaridad, dignidad y responsabilidad. Hemos dejado claro que aunque caigamos, sabemos levantarnos. Levantarnos sí, pero para cambiar de rumbo, porque la Araba con la que soñaron en el 36 y con la que soñamos ahora debe ser más justa y más solidaria. Pero también debe ser ecologista, diversa y feminista y, sobre todo, debe estar sustentada en esos valores de izquierda que intentan ahogar a tiros.

 

Por eso, 84 años después, seguimos reclamando políticas públicas que pongan a las personas en el centro.

 

Por eso, 84 años después, seguimos luchando por esa Araba ecologista, diversa y feminista… por esa Araba sustentada en esos valores de izquierda que intentan ahogar a tiros.

EH Bildu propone un programa de resiliencia para recopilar y socializar las vivencias de las residencias forales en la pandemia

Claudia Venceslao: “Proponemos programas que ayuden a hablar de las experiencias vividas todos estos meses en los centros residenciales. Hablamos de recabar testimonios y de compartir lo sentido”

| 2021-03-30 08:57:00

EH Bildu ha presentado una moción donde propone un programa de resiliencia para recopilar y socializar vivencias de residencias forales alavesas durante la pandemia. Por mucho que la iniciativa quiera recopilar testimonios ya vividos, la procuradora Claudia Venceslao ha anunciado que es una moción realizada con la mirada puesta en el futuro y el bienestar de las personas mayores atendidas, sus familias y las profesionales que trabajan en estos centros residenciales.

“Para poder asimilar y digerir lo vivido, proponemos programas que ayuden a hablar de las experiencias vividas todos estos meses en los centros residenciales. Hablamos de recabar testimonios y de compartir lo sentido”, ha señalado Claudia Venceslao. Así mismo, la procuradora considera que de esta manera las personas mayores, familias y profesionales podrían “cerrar las heridas” que esta pandemia ha dejado en cada una de ellas.

El ocio y la participación como puntos finales

En cuanto a la dinámica, en primer lugar se plasmarían en un archivo los testimonios, las experiencias, las equivocaciones y los aciertos de todas estas personas. Más tarde, esta recogida de experiencias se daría a conocer a la sociedad, en centros escolares, universidades, centros cívicos o centros sociales de Araba. Por si fuera poco, EH Bildu propone ampliar estos testimonios a los diferentes recursos sociales de competencia foral que atienden a colectivos, como personas con discapacidad, menores, personas con enfermedad mental… Por último, este programa de resiliencia, también reforzaría un programa de ocio y participación activa. “Después de meses de aislamiento, sin salir a las calles y sin visitas, las y los mayores residentes se han ganado poder contar durante los próximos meses con un ocio activo y participativo”, ha justificado Venceslao. 

“Vamos de nuevo con la mano tendida con una moción que pretende contar y hablar de lo esencial, las emociones. Empezamos a hablar de salud mental, queremos ir digiriendo lo vivido, cogiendo un poco de impulso para mirar al futuro y poder volver a llevar sonrisas y tranquilidad a personas atendidas familias y trabajadoras de las residencias”, ha sentenciado la procuradora.

NOTICIAS

Asparrena, Donemiliaga y Barrundia reclamarán de nuevo en las Juntas Generales que se ponga en marcha del centro rural de atención diurna de Axpuru

2021-03-26 11:12:00

El gobierno foral ha vuelto a denegar una subvención al Ayuntamiento de Donemiliaga para acondicionar la antigua casa del guarda forestal

EH Bildu exige que se recupere “inmediatamente” la atención psicológica individualizada para cuidadoras de dependientes

2021-03-25 13:00:00

Luis Maria Salgado: “Es en este momento, precisamente, cuando se está demostrando día a día que la pandemia nos está costando un alto precio en la salud mental, cuando la Diputación lo elimina y lo hace justificándose en la propia pandemia y el aumento de gasto”

EH Bildu emplaza a los gobiernos de los municipios afectados a elaborar alegaciones conjuntas con el objetivo de paralizar las centrales eólicas de Arkamo e Iturrieta

2021-03-25 10:54:00

Ha registrado la solicitud en los Ayuntamientos de Agurain, Arraia-Maeztu, Iruraiz-Gauna y Erriberagoitia

EH Bildu organiza un acto político coincidiendo con el 84 aniversario de la matanza de Azazeta junto a Ahal Dugu-Podemos, Ezker Anitza y Equo-Berdeak

2021-03-25 09:33:00

Será el próximo 31 de marzo en la gasteiztarra plaza de Santa Bárbara a las 12.00 horas.