Nagusien Etxea de Romo, crónica de un espacio en resistencia


| 2022-05-06 12:23:00

Todo un ejemplo de envejecimiento activo y creación de comunidad. ¿Aún no conoces sus actividades?

El día comienza a las 09:30 con la clase de gimnasia. Javi imparte cuatro turnos todos los días, con una amplia participación.

A las 11:00 empieza la clase de patchwork y mientras tanto otros usuarios disfrutan del gimnasio y la sala de billar. ¡Aquí nadie se aburre!

En la oficina, Paco ultima las próximas excursiones a Astigarraga y a Isaba (que ya están completas).

Y en la cocina, Delia prepara el menú diario a 7'5€. Los domingos se pueden degustar platos típicos bolivianos, como fricasé, patasca o picante de pollo. On egin!

La actividad tampoco para por las tardes. Hoy hay clase de pintura en las dos salas del patio y partida de mus.

Y en la sala de lectura Lizar da comienzo a la clase de euskera: ¿Qué significa "sekula"? Significa "nunca". Ba ez diogu utziko borrokatzeari sekula!

Y para terminar la tarde, la actividad más exitosa: ¡empieza el bingo! Palomero como maestro de ceremonias y un chiste de Patxi para empezar. 45, 31, 7... ¡bingo!

En total, más de 300 usuarios/as participando activamente en talleres y excursiones. Un tesoro para Getxo.

Pues ante esta realidad, ante este ejemplo de autogestión y organización en un pueblo cada vez más dormitorio como Getxo, ¿qué plantean PNV y PSE?

Derribar este edificio histórico y "recolocar" la Nagusien Etxea en la tercera planta de la Kultur Etxea, junto al KZ Gunea.

Es evidente que todas las actividades y toda la vida que la Nagusien Etxea da a Romo no se puede encajonar en una planta de la Kultur Etxea.

Aún así, PNV y PSE persisten en su empeño de crear "un centro intergeneracional" y derribar el edificio. Es una barbaridad.

Desde EH Bildu seguiremos defendiendo y apoyando el trabajo de la Nagusien Etxea. ¡Aquí hay un pueblo digno!

El 8 de mayo tenemos una cita con la consulta popular que ha organizado la plataforma vecinal.

¡NO AL DERRIBO!