EH Bildu denuncia la cerrazón del Consejo Regulador Rioja ante cualquier intento de desarrollar un modelo que proteja a las bodegas familiares alavesas.


| 2020-07-30 09:44:00

EH Bildu ha denunciado la cerrazón del Consejo Regulador Rioja ante cualquier intento de desarrollar un modelo que proteja a las bodegas familiares alavesas. En una nota de pensa, también ha criticado las incoherencias de los dos partidos políticos socios del Gobierno Foral, PNV y PSE, ya que siguen sin posicionarse de forma clara, contradiciéndose, y sin una hoja de ruta real ni un plan factible al respecto. Esto, para EH Bildu, no hace sino prolongar y pervertir una demanda y debate abierto en la comarca desde hace muchos años. En este sentido, desde la formación Alavesa han pedido claridad, sinceridad y defensa de las bodegas familiares de Rioja Alavesa a todos los partidos políticos, sin ambigüedades, ni dobles juegos. 

Tras el anuncio del PNV sobre la propuesta para modificar la ley en el Congreso Español que posibilite una denominación Rioja Alavesa dentro de la actual Denominación Rioja, el portavoz Kike Fdz de Pinedo ha recordado  que es y ha sido una reivindicación histórica de la Comarca, bien vista por las personas que viven y trabajan en Rioja Alavesa, y a la que EH Bildu nunca ha renunciado, ni antes, ni ahora. Sin embargo, la cerrazón del Consejo Regulador, las presiones del lobby del vino, del Gobierno de la Rioja y la falta de compromiso de la administración vasca y alavesa hacen que a día de hoy tenga poco recorrido y difícil viabilidad.

EH Bildu ha recordado que la DOC Rioja es una denominación que actualmente cuenta con más de 60.000 hectáreas repartidas en cuatro comunidades autónomas, se producen anualmente cerca de 300 millones de litros y en ella trabajan más de 14.000 viticultores y viticultoras.  Es por tanto  una extensa denominación en la que conviven bodegas de muy diferente corte. En la mesa del Consejo Regulador se sientan ​grandes corporaciones vinícolas que elaboran millones de botellas de vino y pequeñas bodegas familiares que apenas embotellan unos pocos miles​. En muchos casos ​los intereses de estos dos grupos son, no diferentes, sino enfrentados, y en la mayoría de los casos, las decisiones del Consejo Regulador van ​en contra de los intereses de las bodegas​ familiares alavesas, ya que los órganos de decisión están copados por los grandes grupos empresariales.

“Defendemos el modelo sostenible medioambiental, económico y socialmente que encarnan las pequeñas bodegas​. Un modelo productivo que genera bienestar en la comarca, con personas que viven y trabajan en los pueblos, personas que garantizan la supervivencia de la comarca como la conocemos y que protegen el patrimonio cultural y turístico de la zona”, ha señalado Fdz de Pinedo.

Durante los últimos 20 años ​ha sido constante el goteo de bodegas cosecheras que han cerrado sus puertas​ y eso es algo que EH Bildu no va a permitir. “Las bodegas familiares son el futuro de nuestra comarca y es el modelo que debemos proteger e impulsar.  Su importancia en el terreno social y como eje vertebrador de la comarca hace que su defensa sea prioritaria para EH Bildu”.

 

Cualquier proyecto vitivinícola unido a la tierra, vivo, sostenible y rentable, asegura que la siguiente generación pueda continuar con un modo de vida enraizado en Araba. Por tanto, ​apoyar este modelo familiar y asegurar su rentabilidad es básico para el futuro de quienes viven y trabajan en Rioja Alavesa. Es por esto que ​EH Bildu apoyará cualquier vía que ponga el valor el modelo productivo familiar de la comarca alavesa​. “Nuestro trabajo es escuchar las inquietudes de las bodegas, apoyar, proteger  y acompañar sus diferentes proyectos de diferenciación, ya sean fuera o dentro de la DOC Rioja​”.

Por último, EH Bildu ha destacado que, además de las bodegas que elaboran y venden sus vinos, hay personas que venden uva y vinos a granel, incluyendo a los trabajadores y trabajadoras de las grandes bodegas, cuyos derechos también EH Bildu va a seguir reivindicando como parte fundamental de la comarca y cuyos problemas tienen que ser atendidos. “Desde EH Bildu reivindicamos un precio justo para la uva y el vino, así como unas condiciones laborales dignas. Exigimos el cumplimiento de los contratos con garantías de recogida y de precios dignos, y no aceptaremos amenazas ni chantajes en las condiciones de compraventa”, ha sentenciado Fdz de Pinedo.