Legebiltzarra

Noticias

El PNV ha bloqueado adrede la ley de gratuidad del estudio del euskera y ahora se dedica a la propaganda y el electoralismo


“Es una vergüenza que el PNV salga ahora como garante de la gratuidad del euskera cuando se ha dedicado a obstaculizar la proposición de ley que presentó EH Bildu con ese objetivo. Deja claro que por encima del euskera y de la sociedad, antepone siempre sus intereses partidistas”.

| 2020-02-12 14:00:00

EH Bildu se ha quedado perpleja esta mañana al ver que el Gobierno vasco, las Diputaciones Forales y Eudel han anunciado un acuerdo para que el aprendizaje del euskera sea gratuito. En palabras de Rebeka Ubera, "hace falta poca vergüenza para que el PNV intente ahora ponerse esa medalla cuando en el Parlamento ha sido el propio PNV el que ha obstaculizado deliberadamente la tramitación de la proposición de ley que presentó EH Bildu para garantizar el derecho a aprender euskera gratis. Es vergonzoso y grave impedir que se apruebe una ley tan importante solo porque se anteponen los intereses partidistas a los intereses de las personas, y es aún más vergonzoso que hoy el PNV, el mismo partido que ha impedido aprobar la ley, salga con ese acuerdo para hacer propaganda y electoralismo. El PNV ha dejado claro que sus objetivos no son ni el euskera ni la sociedad y que por encima de todo eso siempre pone sus intereses partidistas”.
Tras recordar que EH Bildu presentó el 17 de octubre de 2018 en el Parlamento una proposición de ley para garantizar el derecho a aprender euskera gratis, Ubera ha acusado al PNV de haber obstaculizado y retrasado la tramitación de esa iniciativa. "Ahora está claro por qué. El problema no era el contenido de la propuesta; la cuestión era que el PNV no quería pactar la ley pensando que eso le iba a permitir hacer propaganda y electoralismo una vez finalizada la legislatura, como ha querido hacer hoy. Ha antepuesto sus intereses particulares a los derechos de quienes están aprendiendo euskera".
Y además, ha criticado Ubera, el acuerdo que ha anunciado el Gobierno se queda corto porque, en lugar de reconocer el derecho al aprendizaje gratuito del euskera y poner en marcha los mecanismos correspondientes, ha anunciado la concesión de subvenciones, sólo hasta el nivel B2  cuando debería llegar al C1 y en función de unas condiciones concretas. "Eso no es gratuidad, sino un sistema de ayudas; en la práctica, según ese acuerdo, el aprendizaje del euskera no será gratuito hasta el nivel B2", ha advertido la parlamentario de EH Bildu.