Legebiltzarra

Noticias

EH Bildu denuncia la intromisión intolerable de Confebask en la tramitación de la Ley de Cooperativas


La patronal pretende condicionar y retrasar la tramitación del proyecto de ley por su desacuerdo con enmiendas de EH Bildu, que propone dar cabida a las cooperativas en Lanbide mientras que Confebask quiere mantener el monopolio de la representación del ámbito empresarial.

| 2019-09-16 14:17:00

Las parlamentarias de EH Bildu Leire Pinedo y Larraitz Ugarte han acusado hoy a Confebask de intentar condicionar, dirigir y retrasar la tramitación del Proyecto de Ley de Cooperativas en lo que, a su juicio, supone “una intromisión intolerable en la actividad legislativa” de la Cámara de Gasteiz. “Es inaceptable que Confebask le diga al Parlamento cómo debe tramitar un proyecto de ley, es una injerencia inadmisible porque Confebask no es nadie para decirle al Parlamento qué leyes tiene que aprobar o no”. La denuncia de EH Bildu viene motivada por la carta que la patronal ha remitido a la presidenta del Legislativo por su desacuerdo con algunas de las enmiendas de  la coalición al Proyecto de Ley de Cooperativas; Confebask plantea parar la tramitación de esa ley hasta que el Consejo de Relaciones Laborales (CRL) haga un informe sobre las enmiendas de EH Bildu.
Para Pinedo y Ugarte, la solicitud de Confebask “no es ni normal ni habitual, y nos parece realmente grave porque tiene como objetivo dirigir y condicionar la actividad legislativa”. “Somos muy conscientes de que los lobbys económicos están acostumbrados a marcar las decisiones del poder político y que utilizan su poder para presionar a partidos e instituciones, pero Confebask ha ido más lejos: sin ningún disimulo le dice al Parlamento qué debe hacer, y todo por conservar el monopolio en la representación de las organizaciones empresariales en el consejo de administración de Lanbide”.
En ese punto concreto radica el desacuerdo de Confebask con la propuesta de EH Bildu al respecto. “Hoy por hoy en Lanbide las organizaciones empresariales tienen cinco asientos y los cinco los ocupa Confebask; lo que EH Bildu propone es garantizar que uno de esos asientos lo ocupe el movimiento cooperativista, garantizar que las cooperativas tengan representación en Lanbide, lo cual significaría que Confebask perdería un representante”. Pinedo y Ugarte han defendido la lógica de esta propuesta, ya que “todas sabemos qué importancia tiene el movimiento cooperativo en este país –es el 7% del PIB y emplea a más de 55.000 personas– y por eso es necesario y razonable que las cooperativas estén en Lanbide. Es indispensable que la representación del mundo empresarial en Lanbide refleje toda la realidad económica y social de Araba, Bizkaia y Gipuzkoa, y eso pasa por dejarles sitio a las cooperativas, algo que también el Gobierno vasco ve razonable”.
En este sentido, y en respuesta a su carta, las parlamentarias de EH Bildu le han recordado a Confebask que “tiene representación en Lanbide porque el Parlamento lo decidió así, y el Parlamento puede decidir ahora de igual manera, con la misma legitimidad, que esa representación ha de compartirse con las cooperativas”. Por lo tanto, “tenemos que pedirle a Confebask que renuncie a ese tipo de comportamiento que solo pretende presionar al Parlamento, que asuma cuál es la realidad social y económica del país, que se dé cuenta de que ella no tiene el monopolio del mundo empresarial y que, en consecuencia, acepte que las cooperativas tienen que tener sitio en Lanbide”.
Pinedo y Ugarte se han dirigido asimismo a la presidenta del Parlamento para que “siga adelante con la tramitación del Proyecto de Ley de Cooperativas sin atender a la demanda de Confebask y que deje claro a esa organización que esas cartas, esas formas de presión, están de sobra y son intolerables”.